Aquí escribo,
al filo de la noche,
en este cuaderno de cristal
y humo,
para ahuyentar las sombras.


Con la ventana abierta,
por si viene el pájaro
del sueño.

AHM







miércoles, 8 de julio de 2009

Novalis y lo romántico




por Hermann Hesse


... Inmediatamente salta a la vista que existen dos clases de romanticismo -una profunda y una superficial, una auténtica y una que solamente es máscara. En el gusto del público triunfó en su día la última, la falsa. Novalis cayó pronto en el olvido, mientras que el novelero Fouqué alcanzaba éxito tras éxito. Así es como el primer romanticismo pereció internamente y luego también de una manera manifiesta, desapareciendo de la escena entre pitos y silbidos.
En realidad ya estaba muerto cuando Fouqué escribió sus primeras cosas. Floreció y murió con Novalis. Es cierto que el postromanticismo mostró en Eichendorff un plácido talento lírico y en Hoffmann un profundo talento demoníaco, pero éstas son manifestaciones que sólo guardan con el antiguo principio romántico una relación suelta. El auténtico romanticismo debe buscarse únicamente en Novalis, pues los Schlegel, a pesar de sus profundos conocimientos y sublimes percepciones, eran impotentes como poetas.

Novalis murió a los 28 años. En el recuerdo de sus amigos pervive admirado en irresistible belleza juvenil: el amado insustituible, sobre cuya obra inacabada flota un perfume único de encanto secreto. De los oropeles y disfraces que necesitaron sus seguidores no encontramos ni rastro en él, a no ser aquella apología juvenil del catolicismo que figura en un extraño ensayo, y que suena en boca de aquel pensador profundamente protestante como una paradoja desafortunada.
Pero se me puede objetar que su obra principal se desarrolla en la Edad Media, en aquella célebre Edad Media del romanticismo. No puedo aceptarlo. El "Ofterdingen" es intemporal, se desarrolla hoy, nunca y siempre, es la historia no de un alma, sino del alma en general. Como obra literaria es muy discutible. A excepción de la magnífica primera parte es incompleta y la continuación esbozada discurre por perspectivas imposibles.
Como idea, como proyecto, como acierto creativo, el "Ofterdingen" tiene un valor incalculable -no es la obra de un adolescente, sino una reflexión soñadora del alma humana, la elevación desde la miseria y la oscuridad hacia las alturas de la idea, de la eternidad, de la liberación.




De manera más palpable que a través de aquel sueño poético, se nos revela la idea romántica fundamental a través de los ensayos y aforismos de Novalis, que significan mucho más que paráfrasis sobre la filosofía de Fichte. Su lema y su resultado es profundización por interiorización. Que más allá de los límites del tiempo y espacio rigen leyes eternas; que el espíritu de estas leyes eternas dormita en cada alma; que toda la formación y la profundización del hombre se basa en conocer ese espíritu en su propio microcosmos, en adquirir conciencia de sí mismo y en extraer de sí la medida para todo nuevo conocimiento.
Esa es en breves palabras la doctrina de Novalis.


Hermann Hesse

(de su ensayo "Romanticismo y neorromanticismo", 1900.)




____________________________

Imágenes:

1- Retrato de Novalis (1799), por Franz Gareis
2- Flores de luna, por Funerium
3- Paisaje con arco iris lunar (1809-10), por Caspar David Friedrich

17 comentarios:

  1. Como para mí sigue haciendo demasiado calor para escribir (no me vienen claridades cuando el termómetro ronda los 30º), pues continuaré con esta humilde labor divulgativa, sacando a la luz textos sobre temas que estimo apasionantes.

    Parece que voy "saltando", como si jugara a rayuela, entre temas aparentemente inconexos. Como ya se ha comentado aquí ¿qué tiene que ver el Stimmung de Novalis con el Zen?
    ¿Y por qué entre medias un vídeo músical de hace años?
    Bueno, ante todo tengo que explicar que yo no soy nada "lógico". Mi sistema es no tener sistema. Sólo me guío por el inconsciente, por impulsos, por llamadas que surgen de las profundidades, de lejanías y también de cercanos rincones que en ciertos momentos me atraen.
    O sea, que puede salir cualquier cosa.
    Pero, digo yo, ¿no viene en definitiva todo de la misma fuente?
    Y si así es, ¿no habla en el fondo todo de lo mismo? ¿no está todo interrelacionado y conectado?
    Pues eso.

    Un saludo, amigos.

    ResponderEliminar
  2. Frente a tanta claridad y certeza, amigo Castellón sobra la lógica. Gracias por la interesante divulgación de tu blog.¡Una copa fresca y un cordial saludo desde Buenos Aires!

    ResponderEliminar
  3. Gracias por tus palabras, "Oreja Verde", y por esa copa fresca, que tanta falta me hacía, jeje.

    Ya veo que sois muchos y estais muy animados a contar cuentos. Me parece sencillamente maravilloso. Todo esto de la literatura y la divulgación cultural surgió, como sin duda sabeis, de eso tan simple y mágico de contar cuentos e historias.
    ¡Que sigais creciendo y disfrutando de los cuentos de la vida y por la vida!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Hola, Antonio

    Debo confesar que no conozco el "Ofterdingen", de modo que no tengo muchos argumentos para comentar tu entrada.
    Sólo uno: que a través de Hesse es muy posible conocer a este escritor, ya que nuestro "tío" escribe con el corazón, la mente y el alma al mismo tiempo.
    Me gustó su personal interpretación del movimiento romántico.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Caray!
    Estas máquinas tan poco románticas...

    Me equivoqué de tecla y me etiquetó como "Anónimo".
    Pero soy yo, Liz (jeje) (Por cierto, ya recuperé mi "jota!)

    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Anónima Liz, (jeje), encantado de tenerte por aquí de visita.

    Pero me parece una "falta grave" que no conozcas el Ofterdingen de Novalis, si tan aficionada eres a los autores románticos.
    Yo lo leí en 1983 y... ¡me enamoró! Te puedo asegurar que aún me dura la emoción.
    No quiero ahora entrar en razonamientos, pero la atmósfera que allí sentí fue de lo más mágica.
    Y no me refiero sólo al encanto de los cuentos de hadas...

    Por ejemplo, leyendo La Historia Interminable, de Michael Ende, quedé también encantado y me divertí con su lectura, pero el "Enrique de Ofterdingen" es lectura aparte.
    Hesse ya lo explica, y eso que el texto suyo que transcribí es de cuando sólo tenía 23 años.

    Te aconsejo, amiga Liz, que leas el "Ofterdingen", despacio, sin interferencias de ningún tipo. Verás que el "tío" Hesse bebió mucho de esa fuente.

    Un abrazo azul.

    (PD.- me alegro de que hayas recuperado tu jota)

    ResponderEliminar
  7. Pues estas mezclas tuyas están estupendas, además le pones tanto énfasis, que después de leerte me he saltado la torera alguna qnue otra cosa que no he hecho hasta ahora.

    A saber: Morirme de ganas de leer a Novalis y... mandar un Sms para poder adquirir el libro de Enrique Ofterdingen ¡¡y ya tengo 256 páginas a mi disposición para degustarle :)

    Ya te contaré.

    Besosss

    ResponderEliminar
  8. Todo está interconectado e interrelacionado, por cierto, Antonio.
    Te cuento que estoy leyendo un libro de Pablo DeSantis, un joven autor argentino;una historia de enigmas y juegos con las palabras, y, anoche, en el último capítulo leído,apareció...Novalis.(causalidades?)


    Y en cuanto a que en tus días europeos calurosos no te vienen "claridades"...mentís! La prueba está en el comentario que dejaste en mi casa.)


    Besos miles!

    ResponderEliminar
  9. Cuando hablas de ese calor, no te imaginas las ganas de estar allí y no acá y ahora si yo la que está todo el tiempo detras de los niños para que se abriguen, tengo gripe!!!
    Todavia no se si es pasajera, no tengo fiebre ni los síntomas, pero ya estoy aislada de mi familia y tratando de no contagiar a nadie!!
    bueno ya ves que lo que te contaba tu amiga de buenos aires, es grave aunque para muchos las cifras de muertos no cierran, por que son muchos!
    Se trata de dibujar numeros como los del indec, que todo aumenta pero inflación 3 por ciento jajja!

    Antoño ya pasaré pero con otras noticias espero y leerte para poder comentar!! besos.

    ResponderEliminar
  10. Es divertido jugar a rayuela, y el anarquismo me encanta, Yo me arriesgo a que me salga cualquier cosa.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. http://nalocos.blogspot.com/2009/07/la-noche-de-litoral.html

    Lo he visto y me he acordado de ti.

    Un abrazo, Antonio, y que tengas un estupendo verano.

    ResponderEliminar
  12. Hola, Luisa.
    Cada vez es más raro verte. ¡A ver para cuando una pre-jubilación! Jeje. Que por aquí, en la blogosfera, tienes muchas cosas importantes que hacer.
    Me encanta lo que me dices de que ya tienes el "Ofterdingen".
    Espero que te guste, eso sí que es romántico de verdad.
    Te darás cuenta en seguida que el señor Novalis, a pesar de su juventud (o por eso), tenía una sensibilidad y una profundidad de pensamiento extraordinarias.

    Ya me contarás, amiga.

    ¡Un gran abrazo!

    ResponderEliminar
  13. Hola, Silvia.

    Es que yo no sé que tenía este Novalis que aparece en los sitios y los momentos más insospechados.
    Es parecido a lo que ocurre con Hölderlin, que casi siempre se le menciona. Cada uno en su mundo, uno de sombras y otro de luces, pero ambos igual de brillantes.

    ¿Mi comentario en tu casa? No, Rayuela, eso no es nada. Yo hasta que no remite el calor no "veo" gran cosa. El calor me detiene.

    Besos, maga de las palabras.

    ResponderEliminar
  14. Hola, Fabiana.

    Seguro que es pasajera. Todos hemos pasado alguna vez, o varias, por una gripe, pero eso no quiere decir nada. Lo que ocurre es que hay mucho miedo ahora, y lo entiendo, claro.
    Espero que te mejores pronto.

    Si quieres te cambio el sitio. Te vienes aquí con el calorcito y yo me voy a pasar frío a B.A.
    :)

    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Hola, Lys.

    Nunca jugué a rayuela de niño, porque, al menos por aquí, es un juego de chicas. Pero el anarquismo es otro cantar. Yo creo que lo llevo en la sangre, jeje.
    Se parece mucho a la vida.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  16. Gracias, Bel.

    Creo que tú y yo ya habíamos cruzado algunas palabras sobre Novalis...
    Me apunto la dirección y me pasaré cuanto antes.
    ¿Estupendo verano?
    ¿Quiere eso decir que ya te vas de vacaciones? Bueno, que lo pases muy bien.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Buena! No se si tu página sigue activa o no, al parecer se mueve poco. Pero hoy tu información aportó ago para mi. No es lo que buscaba, pero aprndí algo. No sabía que Hesse hubiese dedicado una crítica a este autor. Yo le´ñi un cuento de hesse que se llame Novalis" Y andaba buscando comentarios de ese libro. Pero mucha gracias por tu aporte cultural. Aprendí algo nuevo.

    ResponderEliminar