Aquí escribo,
al filo de la noche,
en este cuaderno de cristal
y humo,
para ahuyentar las sombras.


Con la ventana abierta,
por si viene el pájaro
del sueño.

AHM







viernes, 19 de junio de 2009

Comentario de Isis



Imaginé desde el principio que este escrito mío de hace años iba a encontrarse con comentarios diversos, unos a favor y otros en contra, y que iba a originar cierta ambigüedad en las respuestas... Porque el tema parece ambiguo, quizá porque no está claramente definido, o simplemente porque no está bien escrito.
Bueno, y ha habido un poco de todo. Por lo general, parece que se me entiende, aunque casi siempre en los comentarios se ha incluido un respeto hacia los viejos, lo que me parece loable, pero esto viene motivado porque no ha quedado del todo claro a qué tipo de "viejos" me refería.
Quizá haría falta una "segunda lectura", porque aclaro en varias ocasiones que mi escrito no era contra la vejez, sino contra el anquilosamiento mental que se erige en un falso conocimiento de lo que es la vida, en una supuesta "sabiduría" basada sólo en experiencias normales.
Pero no hace falta que nadie vuelva a leer nada, que todos tenemos poco tiempo y mucho por leer, pensar y escribir.

Lo que sí quiero es destacar aquí uno de los comentarios que acompañan a la segunda parte de "Sobre los viejos", el comentario de la amiga Isis.
Todo lo que dice es tan cierto, y está tan en línea con el espíritu de mi viejo escrito, que deseo que quede resaltado y expuesto, más allá del rincón de los comentarios.
Para mí ha sido todo un abrazo de comprensión y complicidad.

Y tengo que confesar dos cosas:
Conocí el sitio de Isis hace meses, y justo cuando se estaba despidiendo, por algo que sonaba a cuestiones de amor o desamor. Dejé mi saludo, pero pensé para mis adentros que se trataba de otro blog "amoroso", de esos que se limitan a escribir pequeños poemas tristes sobre deseos y añoranzas, con fotos bonitas de mujeres solas en una playa...
Ah, pero más tarde Isis volvió, y ya no era la misma. ¡Se había quitado el velo!
No sé qué viajes interiores hizo, por qué experiencias pasó, qué libros leyó o a quién conoció... Pero esta nueva Isis era, al menos para mí, otra bien distinta.
Nada que ver con simples "problemas de amor", no. Esta nueva Isis sabe mucho de muchas cosas, pero sobre todo de la vida, y su forma de verla y sentirla enlaza mucho con la mía propia.
Quizá siempre fue así, y lo que pasa es que llegué a su página en mal momento y me creé una falsa imagen... Sea como fuere, me alegro hoy en día de que esta amiga, que se hace llamar Isis de la Noche, sea una amable estrella que brilla en este espacio nuestro de búsquedas y encuentros.


Antonio H. Martín
(19 de junio, 2009)


... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ...


(Comentario de ISIS)

por Isis de la Noche



"Si lo que quieres es vivir cien años..."

Así comienza una canción de Sabina que me gusta mucho...

No. No quiero vivir cien años. Y menos aún después de leer tus ideas en contra de la vejez!! jeje... (no tienes que explicarte, te he entendido perfectamente, es solo una ironía ;)

En realidad, esa inocencia, esa capacidad de asombro y ese sentido de aventura de la niñez y -con fortuna- de la juventud, pronto son alienados por las 'programaciones culturales' a las que todos somos sometidos. Después, y si hemos tenido la suerte de tomar conciencia de ella, emprendemos el arduo camino de liberarnos de esquemas y dejar de ver el mundo tras el cristal... Tarde o temprano llega el día en que debemos abrir la ventana... Y saltar por ella ;)

Por supuesto, lo otro es lo más 'conveniente'. Claro, porque es lo más fácil. Repetir modelos, vivir regidos por esquemas, optar según conveniencias.. Mientras el tiempo sigue pasando de manera imperceptible, llevándose con cada minuto la oportunidad que hubiéramos tenido de hacer de nuestra vida una aventura extraordinaria.

No por grandes logros ni históricos reconocimientos ;) (el mayor logro sería sustraernos de esta alienación...); sino por poder decir, al final de nuestra vida, que fuimos dueños de nuestros días. Que cada uno contó. Que vivimos nuestra propia vida, la que 'nos dio la gana' vivir. Y que no vimos el mundo tras el cristal, ni tras la mirada de los que nos precedieron. Sino con nuestros propios ojos, después de haberlos abiertos el día en que despertamos.

Sí... El mundo repite incesantemente modelos caducos de percepción. Y por eso los seres humanos se autolimitan al punto de morir sin siquiera imaginar todo aquello de lo que hubieran sido capaces.

(Adónde irían a parar tantas vidas que no se vivieron).

En realidad, lo más cómodo es repetir modelos. Lo otro implica creatividad, coraje, curiosidad, fe a toda prueba ;) Y muchos más obstáculos y limitaciones personales y circunstanciales que vencer. "¿Para qué??", es la pregunta que se hacen muchos... ¿para qué hacerse tanto lío si la vida es corta y es mejor una existencia tranquila?

'Porque no somos plantas' sería mi inmediata respuesta ;)

En fin...

Tal vez esa pregunta sea tan retórica como la interrogante que nos plantea cada nuevo amanecer. Precisamente, porque la vida es corta: sin importar los años que pasen, al final nos parecerá que el tiempo pasó demasiado rápido. ¿Qué estamos dispuestos a hacer con el tiempo que nos ha sido concedido?

¿Saltar por la ventana o cerrarla y reemplazar el prometedor paisaje por la inmutable imagen del cuadro??

¡Nunca jamás!!! ;)

Prefiero la inquietante noche, el prometedor amanecer, la emoción de lo desconocido.

Y la certeza de que viví. De que escribí mi propia historia.

Tal vez, entonces, el mundo para mí no sea "absurdo y viejo", sino uno por el que valga la pena pasar ;)

un abrazo... joven impetuoso...


Isis de la Noche
(18 de junio, 2009)

http://isisdelanoche.blogspot.com

12 comentarios:

  1. Lei el comentario de Isis varias veces en tu entrada. Y tu entrada. Ambas las dos. Pero ya sabes, probablemente las comente días más tarde. Aún les doy vueltas...

    La verdad es que la amiga Isis, es un un alto en el camino y una sensibilidad extraordinaria, todo un descubrimiento que llego a mí a través de tu blogg.

    Mientras la leía pensaba que andaba lúcida exponiendo su pensamiento. Sólo añadiría que hay mucho joven, o que pasa por ello, que años ha, que se jubiló. O se dejaron arrastrar fuera de si mismos, tristes remedos de las corrientes de turno.

    Muchos andan en el tener, nunca en el ser y lo peor es que no saben como salirse de esa rueda. En fin...

    La vejez, con suerte, no asegura más que la decadencia física. Sólo la experiencia vivida y vívida (con acento) asegura ese acercamiento a la sabiduría. Es más la intención que la posición en el mundo, lo que nos abre al conocimiento de nosotros mismos y de nuestro entorno.

    Acierta la Diosa en su comentario¡ya lo creo!

    Un beso Sr. Druida.

    ResponderEliminar
  2. Antoño entre Isis y cristalook son dos genias!! pero hoy solo me quedo con tu abrazo...joven impetuoso...!
    y te de jo un beso joven e impetuoso, jajaja!!

    ResponderEliminar
  3. Hola, Cristal.
    ¿Se me han estropeado las gafas o estás en black & white? Jejeje.

    Así que estás "cavilando"..., bueno, es ése tu particular estilo y está muy bien. Luego vienes ya con las pilas bien cargadas y ¡plaff!, nos das la torta, jeje. Torta que siempre será bien recibida, por cierto, y que además siempre sabe rica, porque suele ser de manzana, de arándanos o de moras.

    Sí, para mí, como decía, Isis ha sido toda una sorpresa, una alegre sorpresa. Y la defines muy bien, Cristal, con lo de "lúcida".

    Ay, el tener y el ser. Cuánto dijo, por ejemplo, el amigo Erich Fromm al respecto, pero por muchos y buenos libros que se escriban, las verdades las tiene siempre que descubrir uno mismo, con su propia vida.
    Sólo se puede salir de esa "rueda" siendo, y la forma en que esto llega a ser es siguiendo la voz del corazón. Aunque no viene nada mal una ayudita de alguien amigo, que tenga algunas luces de más...

    Yo, al igual que tú misma, tomé esa decisión, no de "no crecer" sino al contrario, de no dejarme vencer por algo, que ya a los ocho años (te gano en uno), veía como un magma de mentiras.

    Un gran beso, señorita en blanco y negro con cinta en el pelo, dulce hada de sueños imposibles y... ¡pirata en las calles!

    >:-)

    ResponderEliminar
  4. ¡Pues muchas gracias, Fabiana!

    Tu beso joven me ha sabido a gloria.

    Procura tú también hacerte "genia" como ellas, genia en el difícil y apasionante arte de vivir.

    Un abrazo, amiga.

    ResponderEliminar
  5. Antoño en mi blog tienes varios premios, si puedes pasa por ellos, besos!!

    ResponderEliminar
  6. Gracias de nuevo, Fabiana.

    Ahora mismo voy a tu sitio. ¿Varios, dices?
    Esto me sorprende, gratamente.

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Antoño son todos para ti los premios!! porque si quieres puedes quedartelos o repartirlos, eso es como tu lo quieras!!! disfrutalos!!

    Cada fin de semana es lo mismo amanece gris!!! en un rato llueve y no se que hacer con los chicos!!por esto de las gripes A que está matando tantos chicos! no se debe ir a un cine, ni a lugares donde hay mucha gente reunida! así que me voy a comprar videos para esta tarde lluviosa!!!
    mate y tortas fritas!!!
    Te dejo un gran beso!!!!joven!!!

    ResponderEliminar
  8. La vejez y la juventud... el eterno dilema, he visto viejos con mente de niños, y niños con el alma antigua. No es cuestión de tiempo, ni de años, ni de felicidad o de desdicha, es cuestión de vida. Cómo asumo la vida, es todo.

    Vine para vivir, y viviré hasta el último día. No importa en qué esquema cultural me hayan querido incluir de niña. la liberación es vida.

    Celebro la lucidez de Isis. Inigualable en sus reflexiones.

    Un abrazo y felciitaciones por tu blog. Es la primera vez que te visito, y espero que no se me pierda, para volver a venir.

    Blanca Miosi

    ResponderEliminar
  9. Fabiana, suena bien eso de mate y tortas fritas.
    Cuidaros todos, tú y tus chicos. No sabía que la gripe estaba atacando también a la Argentina. Estoy desinformado.
    Y en cuanto a los premios (¡nada menos que seis!), pues no sé, de momento me los guardo y luego quizá los reparto. Ahora están los compañeros casi de vacaciones.

    Si supieras lo bien que me suena eso de "tarde lluviosa", aunque para ti no signifique lo mismo...

    Besos, joven Fabiana.

    ResponderEliminar
  10. Sí, Blanca, es la primera vez que me visitas, y espero que no sea la última.
    Hay una cosa que está clara: tú no eres "vieja".

    Muchas gracias por tu visita.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Hola querido Antonio!

    Mira que ni me imaginaba la sorpresa que me traería esta noche!!

    En primer lugar, déjame agradecerte por tus amables palabras, las cuales recibo con humildad y cariño...

    Déjame agradecerte también, por haber regresado a mi blog después de la no tan grata primera impresión que te llevaste de él jeje..

    Y es que al respecto cabe expresar dos cosas:

    La primera es que, cuando nos damos la oportunidad de conocer un poco más de alguien, podemos descubrir mundos que habríamos ignorado de no haber vencido la barrera del prejuicio. Mundos afines al nuestro o, sencillamente, 'almas que vibran en la misma onda' (un guiño para Cristal jeje), o corazones que guardan las mismas inquietudes que el nuestro, o posibilidades de un intercambio enriquecedor, de esos que trascienden la ilusoria distancia, que no es impedimento alguno para que se creen lazos de sincera amistad.

    La segunda es que el universo interior de cada ser humano es un secreto insondable... Así como cada mujer puede ser una mujer agobiada por los recurrentes e inexorables cambios en la marea emocional de su intrincada y poco superada naturaleza femenina (jeje), también puede ser una diosa que contemple la vida y el mundo desde niveles de conciencia diferentes al habitual, permitiéndose pulir el diamante en bruto de tal naturaleza femenina y reencontrarse con su esencia...

    En fin... Que todo es parte de la vida y la vida es la materia prima de nuestra escritura ;)

    Además, siempre he pensado -en parte por mi formación y pasión por el Teatro (y considérese esto una parte de la respuesta a tu inquietud acerca de los 'caminos por los que he caminado' ;), que cada experiencia que vivimos revela uno de los personajes que somos. Tal vez cada uno de ellos escribe sus propias historias de vez en cuando, mientras el actor que está detras (el observador) se permite encarnarlo. Y también hay que considerar la catarsis que es a veces el ejercicio de la escritura.. (tal vez leíste uno de los 'cuentos de mi alter ego' jeje...)

    En fin, querido amigo (palabra que escribo y pronuncio con el corazón invadido de cariño y gratitud), para mí ha sido una experiencia profundamente enriquecedora encontrar tu cuaderno nocturno y perderme en la constelación de reflexiones que nos brinda tu talentosa pluma. Y, aunque el lenguaje a veces sea fuente de malos entendidos -como le dijo el zorro al Principito-, este compartir a través de las letras hace que las almas se revelen en todo su esplendor, ante un ojo atento, ante un corazón abierto, ante un interior receptivo.

    ...Y eso es tener siempre una luz en el camino.

    Gracias una vez más, querido Antonio ;)

    UN ABRAZO INMENSO!!!

    ResponderEliminar
  12. Amiga Isis:
    (¿o debo decir "diosa Isis"?)

    Todos tus comentarios me han gustado y me han sorprendido positivamente, pero ése en concreto me llegó "al fondo", fue como la caricia de una brisa marina que cruzaba el océano, o mejor, como un golpe de viento de montaña.
    Creo recordar que cuando entré por primera vez en tu blog te estabas despidiendo, por algo que entendí eran "penas de amores", de ahí mi primera impresión.
    Pero luego has demostrado fehacientemente que aunque tengas tus problemas, como todos, tu mente es de lo más despierta, y no te arredran las dificultades.
    Mi primera gran sorpresa fue cuando leí en tu página un texto dedicado a Carlos Castaneda. Desde ese momento te empecé a ver de forma diferente, y te lo dije.
    Y desde entonces tu presencia allí y también aquí ha sido para mí una grata y cómplice compañía. ¡Gracias!

    Y ahora te vas de viaje ¡a la selva! Imagino que a la Amazonia ecuatoriana...
    Cuídate mucho amiga, y vuelve pronto, para seguir regalándonos tu necesaria presencia.

    Un gran abrazo, amiga diosa Isis.

    ResponderEliminar