Aquí escribo,
al filo de la noche,
en este cuaderno de cristal
y humo,
para ahuyentar las sombras.


Con la ventana abierta,
por si viene el pájaro
del sueño.

AHM







martes, 22 de julio de 2008

Conquistar el paraíso


    Este es el consejo que dio el viejo marinero a los muchos que le escuchaban, atentos y en respetuoso silencio, en el muelle del puerto, en aquella mágica hora de un atardecer antiguo:

    "Conquistar el paraíso que hay oculto dentro de la vida, saber encontrar ese pozo escondido en el desierto...

    "Ésta es nuestra más importante misión, y aunque sea una misión ciertamente difícil, en la que tendremos que sortear mil obstáculos y atravesar toda una sombría selva llena de peligros, merece con mucho el esfuerzo de llevarla a cabo.

    "Si no seguimos esa misión, si no escuchamos la voz de ese reto y no encontramos el coraje para seguirla, nuestra vida no será más que una pálida y miserable sombra de lo que quizá pudo ser.

    "Tenemos que abrir bien los ojos, para intentar que lo hasta ahora invisible se haga visible, que nos muestre su rostro diáfano y desnudo. Tenemos también que abrir nuestros oídos, para poder escuchar esa música lejana cuya melodía sólo hemos logrado acariciar levemente en algún sueño.

    "Emprendamos el viaje en busca del tesoro de la vida. Montemos en nuestro frágil barco de madera, despleguemos las velas y zarpemos hacia la mayor de las aventuras.

    "Y que un buen viento nos acompañe en la travesía, y nos lleve hacia nuestro destino.

    "La estrella que buscamos está allí, en algún lugar más allá del océano."


AHM. (2008)

5 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Tienes razón, Isoba, esa estrella está mucho más cerca...
    Lo del océano sólo es una metáfora para expresar la gran distancia mental y anímica que nos separa del paraíso, del destino, de nuestro más querido sueño.

    Una vez más, gracias por pasarte por aquí. No sé si alguien más lo hace, pero tú eres quien deja constancia y compañía.

    Un saludo del lobo nocturno.

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Hola amiga Maite.
    Según lo veo, un blog es como el cuaderno que solemos tener sobre la mesa, en el que volcamos nuestro sentir y pensar, reflexiones, notas, recuerdos...
    Pero con la importante diferencia de que el blog es ese mismo cuaderno pero colgado de la rama de un árbol muy grande; es ese cuaderno lanzado a los cuatro vientos. Cualquiera puede leerlo, si lo encuentra, pero creo que también en esto está el juego del destino.
    Un gran saludo.

    ResponderEliminar